Caracas, Venezuela
+58-4168065414
proyectos@doctorrenny.com

CREATIVIDAD Y DINERO

Dr. Renny Yagosesky

Dr. Renny Yagosesky

Es una creencia generalizada que ganar  dinero es una difícil empresa destinad a unos pocos afortunados, talentosos o capaces, que han logrado por naturaleza o aprendizaje incrementar y estabilizar sus ingresos.

Después de mucha investigación, he llegado a algunas conclusiones. Aquí destacaré cinco de ellas y enfatizaré apenas una.

  • Toda persona sana capaz de pensar claramente y comunicarse, puede producir dinero.
  • Gana dinero todo aquél que venda productos o servicios que otros quieran comprar a un precio razonable que deje ganancias razonables.
  • Conocer las necesidades de los potenciales clientes facilita la producción de dinero.
  • Produce más quien vende lo que las personas necesitan, desean y/o lo que está de moda.
  • Hay miles de manera de producir dinero, por lo que la creatividad es esencialmente productiva.

Conceptualmente, La creatividad es la capacidad de generar soluciones nuevas y útiles. Es una facultad de la inteligencia mediante la cual somos capaces de ver lo que no veíamos de conectar lo que no estaba conectado, de trascender las maneras habituales de percibir una situación un evento, una persona o una cosa.

Hay casos interesantes de cómo la creatividad ha sido factor de productividad. Un nuevo estilo musical, un nuevo juguete, una nueva teoría, en fin, una nueva idea. Viene a mi mente el caso del joven británico Alex Tew, quien se ganó más de un millón de dólares, cuando creó una página web que publicó en internet, en la cual se alquilan lo píxeles para avisos publicitarios. Alex, decía que quería ser millonario y que sólo contaba con una computadora y sus conocimientos de diseño. Ser sentó a pensar creativamente, mantuvo una actitud mental positiva, ofreció una alternativa novedosa y supo venderla. Así, con los mismos recursos que millones de jóvenes, +él fue el generador de una idea millonaria. Combinación de confianza, creatividad y fuerza de voluntad.

Muchos padres con mentalidad conservadora o tradicional, se esmeran aporque sus hijos estudien una carrera universitaria y trabajen durante décadas ahorren y vivan de esos ahorros o de una pensión por jubilación o vejez. Ese método les niega la posibilidad de triunfar jóvenes y de usar el verdadero potencial que reside en hacer lo que a uno le apasiona y explotar al máximo nuestros recursos, que son muchos y muy poderosos.

Veamos otro caso de productividad creativa, basada en el desarrollo de los talentos. Esta vez se trata de Frederick Collignon, denominado “el Rey del Futbolín”. Este muchacho nacido en Bélgica, disfrutaba jugando futbolín en el sótano de su casa, aprendió el arte, se hizo un verdadero profesional, y ahora gana mucho dinero, pues juega cerca de 50 torneos cada año en diferentes países del mundo y ya ha logrado ganar 60.000 dólares en una temporada, y ya antes había ganado 100.000 dólares en premios. Claro está, no todo jugador de futbolín tendrá ese éxito, pero cuando se es un experto de alto nivel, definitivamente se comprueba que la excelencia paga, no la mediocridad.

Cuenta Paul J. Meyer, que dos amigos con algo de capital buscaban en qué invertir. Luego de varios días observando y analizando consideraron que era posible unificar el placer de lanzarse de un tobogán, lo cual  divertí todo niño, con el disfrute de bañarse en una piscina. Así se creó el primer tobogán de fibra de vidrio.

Lo más frecuente es que usted haya aceptado la idea de que el dinero es producto del trabajo. De hecho lo es, pero no de cualquier tipo de trabajo. El dinero abundante, proviene del trabajo inteligente y creativo, no del trabajo torpe y rutinario. Incluso se ha dicho que la velocidad para decidir y abordar un negocio es una ventaja para producir dinero. Se cuenta que el famoso millonario Aristóteles Onassis fue interrogado por un periodista acerca de su “secreto” para enriquecerse. Su respuesta fue: “Ve usted esa silla que está allá?”- preguntó al periodista. “Sí”- respondió el entrevistador. Enseguida, con gran agudeza, Onassis agregó: “La diferencia es que yo la vi primero”.

De vuelta a la relación entre creatividad y productividad, considero importante que padres y maestros, líderes y comunicadores, privilegien en los modelos educativos la capacidad de el riesgo y la creatividad, y no necesariamente la rutina y la rigidez. La evolución es consecuencia de la mentalidad creativa. Hoy sabemos, gracias a las teorías del aprendizaje, que la imitación de los padres y otras figuras de autoridad influyen en lo que los niños y jóvenes eligen pensar, sentir, hacer y lograr.

Si valora usted el dinero y ha superado los prejuicios que le impiden tener ambición, podrá tomarse unos minutos de cada día o de cada semana, y preguntarse ¿Qué manera creativa puedo encontrar que me permita ganar dinero en lo que hago? Poco a poco, espontáneamente, aparecerán ideas y se hará usted más productivo. Recuerde, dinero y creatividad, suelen ir juntas. Gracias por leerme.

Renny Yagosesky es Ph.D en Psicología, Conferencista y Escritor.
Twitter e Instagram: @doctorrenny

 

 

 

 

 

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *