Caracas, Venezuela
+58-4168065414
proyectos@doctorrenny.com

¿QUÉ CLASE DE PAREJA SOMOS?

Dr. Renny Yagosesky

Dr. Renny Yagosesky

Cuando se habla de pareja, existe una tendencia generalizada que nos lleva a hablar de otros: de cómo viven otros sus relaciones o de los tipos de personas que debemos buscar o evitar para tener una buena relación. Pocas veces se habla de lo que nosotros desde nuestro “yo”,  aportamos al vínculo. Parece que éxito de la relación se basara solo en la elección que hacemos  y no en la pareja que somos.

Creo que la pareja que somos es la que define la esencia de la historia, pues nuestras tendencias de personalidad, nuestros valores, hábitos y metas, son los filtros que decantan lo que vamos a atraer y a elegir como pareja. Como reza la frase que algunos atribuyen a Kant: «vemos las cosas no como son, sino como somos».

Puesto de este modo, puede inferirse que las personas mentalmente màs sanas atraerán y elegirán parejas diferentes a la que atraerán personas sufridas o  traumadas. Cada quien capta y procesa la realidad en razón de sus “lentes” mentales y sus decisiones se ven marcadas por esa visión.

Qué tipo de pareja soy? Qué encuentra y qué puede recibir u obtener en mi mundo aquel o aquella que llega a tu vida? eres una persona alegre, segura de ti,  armónica, tolerante y productiva, o serás una pareja desmotivada, intolerante, insegura, conflictiva y promotora de escasez? ¿Somos celosos, nos gustan los niños, somos generosos y responsables o todo lo contrario? Nos comprometemos o esperamos que otro nos haga felices?

Si queremos tener una relación de calidad, entonces debemos aportar calidad a la relación. No hay otro modo de vivir uniones positivas. Como si se tratara de un transacción financiera, no puede esperar ganar aquel que se niega a invertir.

Mi propuesta es dejar de priorizar la pareja que elegimos para dar prominencia a la pareja que somos. Enfocarnos en lo que somos y ofrecemos, en la calidad de nuestra semilla. Es iluso ser imperfecto y aspirar a encontrar una pareja perfecta. Primero es ser y después tener. Gracias por leerme.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *